El juez decreta prisión provisional para el reponsable de las clínicas dentales Funnydent

  • Cristóbal López está acusado de estafa tras el cierre de sus nueve clínicas dentales
  • En total son nueve centros: siete en la Comunidad de Madrid y dos en Barcelona
  • Miles de pacientes y numerosos trabajadores se han visto afectados por el cierre
  • Los tratamientos a medio hacer pueden tener consecuencias graves para la salud

Leer la noticia completa

Descubre que su hijo tiene un tumor en un ojo gracias a un extraño brillo en una fotografía

20MINUTOS

Ryder Temarantz

Una mujer de Arizona, Estados Unidos, descubrió que su hijo sufre un raro tipo de cáncer gracias a una foto. Ocurrió en Scottsdale, Arizona, relata el NY Daily News.

Andrea Temarantz se dio cuenta de que en las fotos de Ryder, su hijo de tres meses, había un extraño brillo en el ojo izquierdo del bebé. Tras consultarlo con los médicos, resultó que el pequeño, que tiene síndrome de Down, sufre un retinoblastoma, un cáncer en la retina.

Había dos tratamientos posibles: la extirpación del ojo o sesiones de quimioterapia que, en un niño tan pequeño podían resultar peligrosas. La familia Temarantz decidió viajar a Nueva York, donde Ryder está siendo sometido a una novedosa técnica que le permite conservar el ojo y que reduce los riesgos.

El rinoblastoma es mortal en un 50% de los casos, pero el tratamiento al que está siendo sometido Ryder ha tenido porcentajes más altos de éxito.

Salud subraya que Andalucía "ofrece una excelente atención al cáncer de mama"

La Consejería de Salud se ha apoyado en la tasa de supervivencia en cáncer de mama que se da en Andalucía --del 84,9 por ciento, "igual que la media de España y por encima de la media de Europa"--, para subrayar que esta comunidad autónoma "ofrece una atención al cáncer de mama excelente", por lo que ha lamentado que el PP "vuelva a hacer demagogia" con un tema "tan sensible".

El líder de la manada

Click here to view the video on YouTube.

Elmo y los perros

-¿Qué has hecho esta tarde? -le pregunto a Elmo.
-He estado en la plaza del Dos de Mayo, jugando con unos perros.
-¿Toda la tarde?
-Sí -responde, distraído.
-Vaya, parece que te gustan más los perros que las personas -digo, algo molesta.
-Sí -afirma con total rotundidad.
-¿Y tus amigos?
-Mis amigos no querían jugar con los perros.
-Podías jugar con tus amigos y con los perros.
Elmo se vuelve hacia mí y, como si me explicara por décima vez un problema de lógica sencillísimo, me dice:
-¿Estás loca? No podía jugar a la vez con mis amigos y con los perros.
-Me refiero a que podías jugar un rato con tus amigos y un rato con los perros -digo, sin dejarme arredrar.
-Es que prefiero jugar con los perros que con mis amigos. -Ahora es él el que está molesto.
-Pero ¿por qué?
Se queda pensando y luego afirma muy serio:
-A los perros les tiras una pelota y te la traen. Los amigos, no.
-Ah, muy bien. O sea que prefieres a los perros porque hacen lo que tú mandas.
Elmo asiente y concluye:
-Los amigos quieren hacer siempre lo que les da la gana.
-¿Y tú?
-Yo también.
-¿Entonces?
-Por eso juego con los perros.
Me quedo mirándole con los ojos en llamas, pero no se me ocurre nada que decir, así que me alejo con el rabo entre las piernas.

Elmo y los perros” es un relato breve de la escritora Isabel Cañelles (Editorial Relee).

Ocho perros policía posan para los periodistas sentados sobre sus patas traseras.

Un equipo de perros policía de la Escuela Central de Nepal. EFE/Narendra Sherestha

Elmo and the dogs

“What were you doing this afternoon?” I ask Elmo.
“I was in the Dos de Mayo square, playing with some dogs.”
“All afternoon?”
“Yeah,” he answers, distractedly.
“Well, you seem to prefer dogs to people,” I say, rather annoyed.
“Yes,” he declares emphatically.
“And your friends?”
“My friends didn’t want to play with the dogs.”
“You could play with your friends and the dogs.”
Elmo turns towards me and says, as if he were explaining an ultra-simple problem of logic for the umpteenth time, “Are you crazy? I couldn’t play with my friends and the dogs at the same time.”
“I mean you could play with your friends for a while and then with the dogs,” I say, undeterred.
“It’s just that I prefer playing with the dogs more than my friends.” Now he’s the one who’s a bit annoyed.
“But why?”
He thinks for a while and then says gravely, “When you throw a ball?to a dog, it brings it back. Friends don’t.”
“Ah, that’s it. So you prefer dogs because they do what you want.”
Elmo nods and concludes, “Friend always want to do whatever they feel like.”
“And you?”
“Me too.”
“So?”
“So that’s why I play with dogs.”
I stare at him with fiery eyes but I can’t think of anything to say, so I slink off with my tail between my legs.

Traducción: Fionnuala Ni Eigeartaigh.